Política

Balotaje presidencial: dos encuestas coinciden en que Javier Milei ha superado a Sergio Massa

 Dos encuestas recientes muestran que Javier Milei ha tomado la delantera en la contienda presidencial relegando a Sergio Massa, el candidato de Unión por la Patria. Un estudio de Atlas Intel, una consultora brasileña que previamente captó con precisión el crecimiento de Massa antes de las elecciones generales, otorga a Milei una ventaja de 4 puntos porcentuales sobre Massa: el 52% para el candidato de La Libertad Avanza frente al 48% del titular de Hacienda.

elecciones presidenciales


Otro sondeo, realizado por Aresco, sugiere una diferencia aún mayor, con más de 4 puntos a favor de Milei en la tendencia y proyección. En el parámetro de "tendencia", Milei obtiene el 46,6% frente al 42,4% de Massa, y en la proyección, la distancia se amplía a 52,4% a favor del libertario y 47,6% para el ministro.

El informe extenso de la consultora brasilera señala que Milei logra atraer más del 73% de los votos de Juntos por el Cambio, con mayor respaldo (81,6%) entre los seguidores de Patricia Bullrich. Este factor destaca cómo la figura de Milei se eleva sobre la de Massa. Por otro lado, la distribución del voto entre los seguidores de Horacio Rodríguez Larreta y Juan Schiaretti, rivales de la interna de Massa, es más equitativa.

Milei también supera a Massa en asuntos clave que involucran la confianza para resolver problemas, como economía, seguridad y corrupción, temas de mayor preocupación según la encuesta. En estos aspectos, la imagen del libertario supera a la del ministro. No obstante, Massa obtiene ventaja en la "defensa de las instituciones democráticas" y los Derechos Humanos.

El informe de Aresco sugiere que el voto que respalda a Massa se basa en la conservación de consensos sociales existentes como educación pública, salud pública y asuntos sociales. En contraste, el apoyo al candidato libertario se centra en una "vocación de cambio" respecto al actual gobierno, a pesar de que algunas de sus propuestas no cuentan con un amplio respaldo entre sus propios votantes.

Temas como la flexibilización en la venta de armas y las restricciones en el mercado de órganos, promovidas por Milei durante la campaña, generan un amplio rechazo entre los encuestados en el trabajo de Atlas. Por otro lado, la mayoría está a favor de reducir los gastos del gobierno y hay preocupación por la dirección económica del país, con un alto porcentaje que considera negativo el rumbo económico, llegando a compararlo con el camino que previamente experimentó Venezuela.

Una controversia clave que atrajo la atención fue la postura respecto a la relación del país con el Vaticano. El informe de Aresco indica que el 57% de los encuestados se inclina hacia la posición de Massa, mientras que un poco más del 23% apoya la idea de "suspender las relaciones diplomáticas" con la Santa Sede.

Además, se abordó la polémica sobre el desabastecimiento de combustible, vinculando al ministro Massa con un 50% de los encuestados como responsable "directo" del faltante, mientras que un 43% exime al ministro de toda responsabilidad.

El acercamiento de Milei con Patricia Bullrich y el expresidente Mauricio Macri, que ha alterado la estructura de Juntos por el Cambio, ha sido bien valorado por los electores de Milei. Por otro lado, un 3,3% de los votantes de Massa asegura sentir "más ganas" de votar a Milei desde las elecciones generales.

En cuanto a las expectativas de resultado para el 19 de noviembre, a pesar de la ventaja en las encuestas para Milei, la percepción de los consultados se inclina más hacia una victoria de Massa (más del 45%), a diferencia del 43,7% que cree en el triunfo de Milei. Esta percepción se alinea con el electorado de cada candidato, donde solo un 6% de los votantes de Massa cree en la victoria de Milei y un 10% de los seguidores de Milei prevén el triunfo de Massa.

Aunque las encuestas marcan una ventaja para Milei, hay una clara asimetría en las expectativas de sus votantes sobre el resultado final en comparación con los votantes de Massa.

El director de Aresco, Federico Aurelio, advierte sobre la apertura del escenario electoral, a pesar de las diferencias en las encuestas. Destaca que las elecciones no están definidas y menciona el crecimiento y cambios de última hora que han ocurrido en elecciones anteriores.

Es relevante mencionar que, a pesar de altibajos, Massa ha reducido su rechazo entre los votantes desde abril del año pasado. Por otro lado, Milei, a pesar de haber utilizado la motosierra como símbolo en su campaña, registra un menor rechazo en la intención de voto que Massa, con un "nunca lo votaría" en torno al 42,7%, cinco puntos por debajo del rechazo al candidato del oficialismo.

El informe de Atlas también abordó la percepción sobre la vicepresidenta Cristina Kirchner, donde el 58% de los consultados considera que fue justamente condenada por corrupción. Respecto a la gestión del presidente Alberto Fernández, el 79% la rechaza, un número similar al porcentaje de imagen negativa (78%).

Estas encuestas fueron realizadas en línea, una por Atlas Intel sobre 3218 casos entre el 1 y el 3 de noviembre, con un margen de error de +/-2 puntos porcentuales, y la otra por Aresco sobre 6000 casos entre el 25 y el 27 de octubre, con un error estadístico global de +/- 1,29%.

Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto