Política

¿Por qué olvidamos palabras mientras hablamos y cuándo se convierte en un problema?

Todos hemos experimentado ese momento incómodo a mitad de una conversación en el que simplemente no podemos encontrar la palabra adecuada que queremos utilizar. ¿Qué causa este problema tan común entre los hablantes y cuándo puede indicar un problema más grave?

Olvidos de palabras
Olvidos de palabras


El fenómeno de la "punta de la lengua"

La dificultad para encontrar palabras es un fenómeno común en la comunicación. Cuando un hablante no puede recuperar una palabra específica, los expertos en lenguaje lo denominan "fenómeno de la punta de la lengua". En este punto, el hablante a menudo intenta dar pistas o descripciones de la palabra que se le escapa, como "Es algo con lo que golpeas un clavo" o "¡Empieza con una M!".

Estos lapsus verbales son frecuentes y generalmente se producen durante la recuperación del patrón de sonido, lo que forma parte del proceso de producción del habla.

Factores que afectan la búsqueda de palabras

Las dificultades para encontrar palabras son comunes a lo largo de la vida, pero tienden a ocurrir con más frecuencia a medida que envejecemos. En adultos mayores, estas dificultades pueden causar ansiedad, especialmente en relación con el temor a padecer demencia. Sin embargo, no siempre son motivo de preocupación.

Investigaciones sobre la frecuencia de estos olvidos han revelado que ciertos tipos de palabras, como nombres de personas y lugares, sustantivos concretos (por ejemplo, "perro" o "edificio") y sustantivos abstractos (tales como "belleza" o "verdad"), tienden a olvidarse más que los verbos y adjetivos. Además, las palabras menos utilizadas tienen más probabilidades de ser olvidadas, ya que tienen conexiones más débiles entre su significado y su patrón de sonido en comparación con las palabras de uso más frecuente.

Los estudios también han demostrado que los lapsus verbales son más probables en situaciones socialmente estresantes, como durante entrevistas de trabajo, independientemente de la edad del individuo.

Cuándo podría ser un problema más serio

Los olvidos frecuentes y con una amplia variedad de palabras, nombres y números podrían indicar problemas más graves. Esto se conoce como "anomia" o "afasia anómica" y puede estar relacionado con trastornos neurológicos como daños cerebrales, demencia o enfermedades como la afasia progresiva primaria.

Recientemente, la familia del actor Bruce Willis reveló que le diagnosticaron afasia progresiva primaria, una condición que provoca dificultades para encontrar palabras como uno de sus primeros síntomas. Esta condición suele asociarse con demencia frontotemporal o Alzheimer, pero también puede estar relacionada con otras enfermedades.

Evaluación y tratamiento

Un neuropsicólogo clínico puede evaluar las dificultades para encontrar palabras y determinar en qué etapa del procesamiento del habla se produce el problema. A menudo, se emplean diferentes estrategias, como describir el objeto del que se olvida la palabra, realizar gestos o proporcionar pistas como la primera letra o sílaba.

La afasia anómica a menudo se beneficia de estas indicaciones, lo que sugiere que el problema se encuentra en etapas posteriores del proceso del habla y en los aspectos motores. Sin embargo, si el individuo no puede describir el objeto o su uso, y las señales no son de ayuda, esto puede indicar una pérdida más significativa del conocimiento o significado de las palabras, lo que suele ser un signo de problemas más serios, como la afasia progresiva primaria.

Tratamientos disponibles

Para la afasia anómica, los patólogos del habla pueden entrenar a los individuos en tareas de denominación usando diferentes tipos de señales o indicaciones para ayudarles a recuperar las palabras. Se han investigado aplicaciones para teléfonos inteligentes que podrían complementar la terapia y producir cambios en las regiones cerebrales que apoyan la producción del habla.

Desafortunadamente, para la afasia progresiva primaria, no hay un tratamiento eficaz, aunque algunos estudios han sugerido que la terapia del habla puede proporcionar beneficios temporales.

En conclusión, las dificultades para encontrar palabras son comunes, pero cuando se vuelven persistentes o generalizadas, podrían ser un indicio de problemas neurológicos más graves. La evaluación temprana por un profesional capacitado es crucial para determinar la naturaleza del problema y, en caso de trastornos leves, iniciar un tratamiento que ayude a mejorar la capacidad de comunicación de la persona afectada.

Fuente: BBC
Artículo Anterior Artículo Siguiente

Formulario de contacto